27
Mar, Jul

¿Por qué perdieron la reelección los alcaldes en los comicios de 2021?

Política
Tipografía
  • Diminuto Pequeño Medio Grande Más Grande
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Los resultados fueron pésimos, mediocres ...

El ser alcalde es una de las responsabilidades del ámbito político de mayor complejidad.

Los funcionarios y funcionarias tratan con innumerables problemas cotidianos.

Tienen una relación directa y activa con los gobernados que les dieron su confianza mediante el voto.

Los resultados tienen que ser aceptables para los ciudadanos. Y los presidentes municipales que perdieron la confianza del electorado lo hicieron por sus malos resultados y ¿por qué no?, la mediocridad de sus gestiones.

Me explico: en casi todos los municipios donde se fue en busca de la reelección y no se logró, los reclamos eran sistemáticos.

Que el agua no llega. La basura no pasa los días que tiene que pasar. El bache no se tapa y causa daños. La inseguridad no se controla. El inspector que llega al changarro extorsiona al pequeño comerciante. La ama de casa que va al Mercado es asaltada en el trasporte público. Los mercados son inspeccionados y sus locatarios exprimidos con chantajes y multas. Los permisos para operar un nuevo negocio se consiguen después de una verdadera acción heroica para, después, encontrarse con el lado feo de la inspección municipal. Los centros de entretenimiento deben ingresar en sus libros contables el cochupo al trabajador municipal. Los oficiales de tránsito abusan de su poder y dejan sin el sustento diario a automovilistas y motociclistas. Los lugares de esparcimiento para las familias son abandonados. Se realizan obras mal planeadas que complican el tránsito en la ciudad. El pago del predial no se ve reflejado en beneficio alguno a la población. Por mencionar los más relevantes.

Las situaciones antes referidas son el golpe directo al ciudadano. En no pocas alcaldías, estas acciones negativas eran cosa de todos los días. Y además todas juntas.

En el resultado electoral no hubo mano negra, obscuras negociaciones con los poderes fácticos, asuntos esotéricos, o alguno de los tantos pretextos para no asumir la realidad:

Los resultados fueron pésimos, mediocres.

El ciudadano recibió todos los días una molestia causada por la ineptitud del munícipe.

Los pequeños detalles del diario acontecer en el municipio son los que le importan al ciudadano. Si éste recibe todos los días, a todas horas, sin descanso, agresiones de la autoridad, es ilógico por parte del candidato o candidata que busca otro periodo, esperar no ser castigado o castigada en las urnas. 

Para los que ganaron, es importante en su futuro político contemplar las pequeñas responsabilidades que tiene el municipio y que alteran directamente la paz mental y la armonía de los ciudadanos.

De no hacerlo, tendrán el mismo destino de sus antecesores, el repudio del elector.

 

Miguel C. Manjarrez